LA CASA DE MI VIDA (Jesús 2013)

Me encontré sumergido en un sueño de dolor, de silencio y de frío. Me encontré en el abismo visitando las almas muertas que no ven la luz del día. Me encontré acunado en un sueño profundo, con su canto de sirenas embrujaban mi alma.

Cuando mi cuerpo cansado, mi voz acallada y mis heridas raíces vieron su imagen en el espejo, no vieron a un hombre vieron a un niño llorando. Y emprendí el viaje. Encontré en la espesura de un bosque tenebroso una casa en un claro. Penetré en su interior en busca de descanso y cobijo.

Encontré un fuego encendido y alimentando el fuego, gentes de corazones abiertos, gentes que arrojaban al fuego a modo de sortilegios, sus penas y sus dolores. ¿Dónde estoy? Pregunté. Estás en la CASA de la VIDA. Es la casa que abrirá, si tú quieres, el cofre de tus sueños, de tus secretos, de tus fantasmas.

(Anónimo)

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.