Menores y alcohol, nuestra experiencia preventiva

Nuestros principios (y no, no tenemos otros)

En EDEX trabajamos en favor de la educación y el desarrollo de la conciencia crítica, y nos desentendemos de la dramatización y el tremendismo. Nos gusta el trabajo lento, profundo, ambicioso, y desconfiamos de las modas, con su regusto efímero y su talante caprichoso. Nos gustan el compromiso ciudadano, la participación social y la salud comunitaria, y cuestionamos la delegación de responsabilidades. Nos motiva promover los derechos que a chicas y chicos asisten, y rechazamos anatematizar la adolescencia. No creemos, en fin, que una sociedad pueda reprochar a su población más joven que emule conductas consagradas por la población adulta como de obligado cumplimiento. En lo que sí creemos, a pies juntillas, es en una sociedad que se responsabiliza de educar a sus menores para que sean capaces de desenvolverse de manera equilibrada en un mundo cada vez más complejo.

Compromiso preventivo

Por eso nuestra principal apuesta durante décadas ha estado focalizada en la promoción del bienestar, la salud y la ciudadanía inclusiva, así como en la prevención de conductas de riesgo. Hemos gestionado servicios asistenciales (comunidad terapéutica, intervención con reclusos drogodependientes) a los que hemos tratado de dotar de una impronta empoderadora, pero lo que realmente nos motiva en el ámbito de las drogodependencias es el desarrollo de iniciativas de prevención. Propuestas basadas en el modelo de educación en habilidades para la vida, que no pretenden atemorizar a la población con riesgos más o menos impostados, sino favorecer el desarrollo de competencias que permitan a la gente más joven tomar decisiones inteligentes (léase informadas), autónomas (basadas en la capacidad de autoafirmación ante las influencias sociales) y responsables (inspiradas en la empatía y el respeto).

Prevención del abuso de alcohol

Con estos mimbres trabajamos desde finales de los años 80 en prevención, momento en el que ya teníamos una conciencia clara de que el alcohol iba a ser una constante en un mundo, el de las drogas, sometido a constantes vaivenes. Hagamos un repaso, sin entrar en detalles de cada propuesta:

  • 1989: Comienza la aplicación piloto en Euskadi del programa Osasunkume – La aventura de la vida que posteriormente fue ampliando su alcance a otras comunidades autónomas y a diversos países de América Latina. Desde su origen, alcohol, tabaco y medicamentos no prescritos formaron parte de su propuesta de contenidos.
  • 1991: Primera edición de la publicación dirigida a adolescentes Si bebes en exceso, te la juegas, con la que pretendíamos llamar la atención de chicas y chicos sobre algunos riesgos asociados al abuso de alcohol.
  • 1994: Edición adaptada del texto de origen norteamericano 10 pasos para ayudar a sus hijos e hijas a prevenir el abuso de alcohol, que formaba parte de nuestro trabajo con familias de lo que entonces se llamaba Ciclo Medio de EGB.
  • 1998: Nace ¡Órdago!, programa de prevención dirigido a toda la etapa de E.S.O. que, si bien no se centra en el alcohol, lo incluye de manera relevante entre los contenidos que propone a lo largo de sus 32 actividades.
  • 2001: Creamos el programa Cuentos para conversar, dirigido al actual Primer Ciclo de Educación Primaria, que incorporaba el alcohol como uno de los contenidos en torno a los que animar diálogos educativos.
  • 2003: Participamos en el proyecto europeo EU-Dap, del que nació el programa Unplugged que actualmente promovemos en nuestro país y que ha mostrado su eficacia, particularmente, en el caso del alcohol.
  • 2008: Creamos la primera serie del programa Retomemos, centrada monográficamente en el abuso adolescente de alcohol, a la que siguieron otras cuatro series que compartían el desarrollo de habilidades para la vida y la promoción del bienestar adolescente.
  • 2012: Conjuntamente con el Área de Drogodependencias del Ayuntamiento de Portugalete dinamizamos la jornada Hackeando la prevención del abuso de drogas – Menores y alcohol, cuyas presentaciones recogemos en este canal monográfico de edextv.
  • 2014: Participamos en el proyecto europeo Boys&Girls que, bajo el leit motiv “capacitar a la juventud para tomar decisiones saludables”, propone debates educativos en torno al alcohol y otros temas relacionados con la adopción de estilos de vida saludables.
  • 2016: Aunque por el momento solo disponible en euskera, KutxaEskola contiene todos nuestros recursos creados en los ámbitos en los que realizamos nuestro trabajo (educación para la salud, prevención del abuso de drogas y ciudadanía inclusiva), con un total de 47 recursos didácticos en torno al alcohol.
  • 2017: Comparecemos en la Ponencia “Menores sin alcohol” de la Comisión Mixta Congreso-Senado para el Estudio del Problema de las Drogas, donde tuvimos ocasión de presentar, a modo de decálogo, nuestra experiencia y propuestas, tal y como contamos en esta entrada del blog.

Con permanentes actualizaciones, las iniciativas creadas a lo largo de las últimas tres décadas se mantienen activas en la actualidad en lo que constituye nuestra aportación a la creación de una caja de herramientas de la prevención sustentada en el mencionado modelo de habilidades para la vida e inspirada en los principios antes señalados. Sospechamos que van a seguir siendo necesarias en los próximos tiempos, aunque nos gustaría que fuera en el clima que actuaciones de esta naturaleza aconsejan: sosiego (que no desidia), continuidad (frente al carácter esporádico de las modas), coherencia (esa publicidad de bebidas alcohólicas que desbarata el alcance de tantos programas preventivos)…

“¡Híjole, la despedida!”: terminó curso en línea sobre Habilidades para la Vida y Convivencia Escolar

 

En anterior post, publicado en enero de este año, anunciábamos el inicio de la formación en línea de la que hablaremos en esta entrada, que terminó el pasado 19 de marzo. Con ella finaliza el proceso que comenzó en noviembre de 2016 con maestras y maestros de 626 escuelas de la Ciudad de México.

 

Cuando leímos las diferentes evaluaciones y comentarios en los foros de despedida, quedamos con un gran desafío: ¿cómo contar lo que ha sucedido? ¿Cómo escoger entre tanto testimonio valioso de aprendizaje y transformación? La sensación era como la que queda cuando leemos un libro y lo queremos subrayar todo. Así que hemos decidido, con el permiso de las personas que conformaron este grupo, construir una colcha de retazos con sus frases más reiteradas y más significativas (especialmente, a la luz del Nuevo Modelo Educativo Mexicano y de los objetivos que nos trazamos en este proceso, desde la Escuela Iberoamericana de Habilidades para la Vida, de Fundación EDEX, junto con la Secretaría de Educación Pública y la Dirección General de Innovación y Fortalecimiento Académico (DGIFA)). Disfrútenla y arrópense con ella. Insistimos en que las colchas  nos gustan mucho, aunque tengan mala fama, porque al juntar aportes individuales resulta un trabajo colectivo, único y colorido:

“Quiero decirles que me siento triste porque el curso se acaba. Al inicio me dio pereza pensar que serían ocho largas semanas”. “Yo también al principio pensé que el curso me iba a quitar tiempo, que no me iba a aportar nada como los cursos que en ocasiones nos dan, pero mira que chasco me llevé. Fue un curso muy atractivo”. “Unidad tras unidad las experiencias fueron más y más ricas y vivenciales”. “Este curso me ha ayudado a regular mis emociones ya que soy muy enojona y doy respuestas de mala manera”. “Quiero agradecerles el que me hayan permitido revalorarme, reconocerme, saber que puedo ser feliz y hacer que otros sean felices, pero todo esto no lo hubiera logrado sin ustedes”. “Ante tanta normatividad y situaciones que atender, perdemos esta sensibilidad. Me sentí muy a gusto”. “No hubo una preocupación por una calificación sino un compromiso conmigo misma por poner en marcha lo aprendido”. “A pesar del exceso de trabajo, me daba un tiempo para ingresar a la plataforma, ya no porque “tengo que”, sino porque “quiero, me gusta, me siento a gusto”. “Este curso  me ha invitado a  expresar en ocasiones lo que me hace sentir incómoda sin molestar a nadie, también a expresar lo que me agrada, lo que me gusta hacer y lo que no”. “Tuve la oportunidad de replicar el curso a mis compañeros y me fue muy bien, se mostraron muy motivados con el tema”. “Las conferencias estuvieron geniales”. “Estos cursos son los que nos hacen falta tomar, y los que necesitamos”. “Soy una persona bastante solitaria y por dos meses tuve una gran familia”. “Mi mente está inspirada para trabajar con los alumnos, apoyar a los docentes y ser una mejor persona”. “Este curso me encantó, fue totalmente distinto a los que he tomado”. “A pesar de la carga de trabajo en la escuela yo disfruté este curso pues fue como una relajación, era un tiempo para desprenderme de mi realidad y conectarme conmigo misma”. “No hubo palabras de más, ni de menos”“Nos fueron llevando como la cebolla, capa por capa”. “Estoy plenamente convencida que primero tengo que desarrollar las habilidades para la vida en mi persona para ser un ejemplo para mis alumnos y mis hijas, así que sigo en mi proceso de aprendizaje”. “Me llevo nuevos recursos para mi práctica docente. Es una muestra de que sí se puede, a pesar de lo que nos bloquea el camino, llegar a una formación integral de nuestros alumnos”. “No fue un curso más, fue un regalo de vida”. “He jugado mucho más con mi hija”“Mis compañeros de trabajo me hacen comentarios, que me ven diferente, que si algo pasó en mi casa o que si cambié de look, a lo que les respondo que solo he cambiado de actitud”. “En estos dos meses de trabajo he aprendido que así como enseñamos a leer, escribir o matemáticas, tenemos la gran responsabilidad de enseñar o compartir Habilidades para la Vida, pero, ¿cómo enseñarlas o compartirlas cuando nosotros las tenemos tan olvidadas, descuidadas o simplemente dormidas?”. “Si bien somos profesores también somos aprendices en este quehacer de vivir”“Lo que me queda es quitar prejuicios, para mi es algo que me venía estorbando en mi vida y no lo había identificado”. “Los alumnos han bajado su nivel de respuestas agresivas ante un conflicto. Ahora, cada vez que se les presenta una situación de problema, los alumnos dicen “tenemos que resolverlo por la vía de la oportunidad y creatividad”“Desde el primer día del curso, el presencial, me sentí con una energía renovada, regresaron a mí los deseos de superación, de ser mejor para poder impactar en mi entorno y así ayudar a las personas a ser felices”. “Me queda un sin fin de elementos que hacen un tanto más didáctica mi práctica, de hecho se vuelve lúdica, permitiendo a los alumnos estar más motivados en la clase”.“Tengo más claro que debo y quiero cambiar mi carácter, desarrollar más la empatía”. “Juzgo menos a las personas que no piensan como yo, soy más flexible cuando las cosas no me salen como las había planeado”. “He trabajado en demasía el manejo del estrés y emociones”“Mi meta fue dejar de ser una persona indecisa y preocupona”. “En este curso nos trataron con respeto, le dieron valor a nuestras ideas, conocimientos y experiencias”. “Al principio comentar las tareas de los demás me costaba trabajo pero como avanzaba el curso me fue dando más confianza”. “Me quedan bonitas experiencias de haber trabajado con varios grupos actividades del Programa Nacional de Convivencia Escolar en relación a la empatía, al auto-respeto, al cumplimiento de la palabra”. “En estas semanas he aprendido a decir no y a valorarme mucho más”. “Traigo mi pulsera en la mano y cada que voy a decir algo desagradable o hacer algo que afecte a los demás, como por arte de magia la veo, la cambio de mano y ya en ese tiempo razono lo que iba a decir y ya no lo hago”.“Estoy completamente seguro que todos tuvimos un antes y un después del taller. Yo me quedo super agradecido y satisfecho de lo que viví en esta plataforma”. “A pesar de que no tuvimos sesiones presenciales se sentía tan cálido y personal, en ocasiones es más sencillo abrirse cuando nadie nos observa”. “Considero que es importante dar acompañamiento en la forma como deben trabarse los libros del Programa Nacional de Convivencia Escolar. También es conveniente dar seguimiento al impacto de las actividades de PNCE en las habilidades para la vida de los educandos”. “Los materiales proporcionados realmente permiten materializar en el aula el trabajo con las habilidades para la vida”. “Cada sesión fue una reflexión introspectiva que en ocasiones no era muy grata porque me tenía que autocriticar”. “Como sugerencia sólo considero que la moderación en foros debe ser más constante y cercana”. “Mis respuestas ante un conflicto son totalmente diferentes a las anteriores al curso, he podido constatar que manejar una comunicación asertiva me ha dado tranquilidad en mi entorno laboral”. “Ahora puedo decir plenamente hay cursos que valen la pena y que transforman nuestra vida. Gracias por ayudarme a descubrir “mi materia estelar” y ayudarme a brillar con luz propia”. “Me gustó porque hubo de  todo en los documentos base: ligas para reflexionar, reír, cantar”. “Este curso fue un oasis en mi vida”. “Logré en este curso transformaciones que nunca me imaginé,  como tomar decisiones sin miedo”. “Es el primer curso que tomo para mí, no para mis alumnos o la escuela, pero siendo mejor yo, se pueden establecer mejores relaciones en la escuela y formar así mejores alumnos y mejores ambientes de trabajo. No quiero que termine. Me hizo sentir viva”. “Considero que este enfoque “humano” es lo que hace falta. Conozco una supervisora que dice “maestros felices, alumnos felices” aunque lo dice mucho en broma, es una realidad, si nosotros estamos bien daremos el máximo”. “Estos dos meses, que se han pasado como agua”. “Y en esta estación nos bajaremos. Todos hemos llegamos a la terminal y emprenderemos nuevos caminos”. “El material es muy padre, atractivo y divertido para los alumnos, además de que es muy manejable e interesante! gracias por todo, no quisiera que terminara, pero en fin…”. “Confieso que he crecido como persona. Incluso en ocasiones me siento como si fuera otra persona”. “Creo que  ya  me  había  acostumbrado  a esta  interacción  entre  los  del otro lado  de la pantalla y  yo… los extrañaré,  en serio… y  ni  yo misma  me la  creo  estar  escribiendo  esto,  fue  grato”.“Sugiero que la SEP realice los convenios necesarios para que también los docentes puedan tener acceso a este curso porque no hay como vivirlo para apreciarlo como se debe. Gracias por todo. Creo que aquí sí se hizo una buena inversión de los recursos destinados a la educación”. “¡Híjole, la despedida!”.

Comparecencia en la Ponencia “Menores sin alcohol” de la Comisión Mixta Congreso-Senado para el Estudio del Problema de las Drogas

Corría 1991 cuando publicamos la primera edición del folleto para jóvenes Si bebes en exceso, te la juegas, la primera herramienta de estas características creada en nuestro país. 25 años más tarde, encontramos un cierto interés por lo que, ya entonces, reclamaba la atención de quienes trabajábamos en el ámbito de las drogodependencias. Por nuestra parte, para actuar ante este fenómeno a lo largo de este cuarto de siglo hemos promovido la utilización de programas educativos como ¡Órdago!, Retomemos… una propuesta para tomar en serio y Unplugged. ¿Qué podíamos decir en una comparecencia monográfica en la que se nos invitaba a compartir nuestras propuestas el pasado día 20? En síntesis, lo que sigue.

Si queremos actuar con eficacia ante el abuso adolescente de alcohol es preciso identificar qué espacios y dinámicas de socialización fracasan para que se produzca, y, a partir de ese conocimiento, explorar fórmulas que lo hagan menos probable. Necesitaremos impulsar una política global que integre cambios socioculturales orientados a deconstruir la imagen positiva del alcohol y actuaciones educativas que fomenten la autonomía personal en la toma de decisiones. A modo de decálogo:

  1. Pensar en las personas antes que en la sustancia, y hacerlo con una mirada en positivo de la adolescencia, que nos permita acompañarles en su desarrollo personal.
  2. Conocer las diversas dimensiones del fenómeno para, más allá de los datos sobre consumos, comprender su sentido en la socialización adolescente.
  3. Promover la participación juvenil en el diseño y desarrollo de actuaciones, evitando así que se vean como “población diana” de iniciativas ajenas.
  4. Fomentar la autonomía personal educando en habilidades para la vida, incorporando en su itinerario educativo propuestas preventivas basadas en la evidencia.
  5. Apoyar a las familias como espacio educativo para dotarlas de competencias adecuadas en clave de “parentalidad positiva”: desarrollo emocional, establecimiento de límites…
  6. Cuestionar la cultura del alcohol, fomentando un cambio cultural que contribuya a reducir su interés para chicas y chicos. Una actuación que chocará con los intereses de la industria.
  7. Reducir las influencias sociales favorecedoras, eliminando la publicidad, así como el patrocinio de eventos deportivos, culturales, etc. que confieren un halo de naturalidad a la omnipresencia del alcohol.
  8. Facilitar un tratamiento mediático equilibrado, promoviendo un compromiso de los medios que evite incurrir en planteamientos sensacionalistas rayanos en el morbo.
  9. Actuar con contundencia contra quienes vendan alcohol a menores, a partir de la evidencia de que no hay persona, tenga la edad que tenga, que si se lo propone no consiga la dosis deseada.
  10. Compartir estrategias de gestión de riesgos, útiles para disponer de información que permita reducir consumos de riesgo y actuar en situaciones de pérdida de control.

 

¿Irá por fin en serio la puesta en marcha de una política pública coherente en torno al abuso adolescente de alcohol o quedará una vez más en agua de borrajas? Lo veremos en los próximos meses. Por el momento nos mostramos moderadamente optimistas.

Premiado el proyecto “Jóvenes y lonjas”, de Portugalete, como buena práctica en prevención comunitaria del abuso de drogas

La foto pertenece a la galería de Esti Álvarez en Flickr.

La Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) ha premiado el proyecto de prevención comunitaria Jóvenes y lonjas: lugares comunes. Se trata de un programa del Ayuntamiento de Portugalete (País Vasco) que cuenta para su desarrollo con el acompañamiento técnico de Fundación EDEX.

En el marco del Convenio anual que mantiene la FEMP con la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas, en 2016 se lanzó la VI Convocatoria de buenas prácticas en drogodependencias. Una iniciativa que pretende identificar experiencias significativas en el campo de la intervención municipal ante las drogas en siete áreas específicas:estrategia y planes locales, prevención escolar, prevención familiar, prevención comunitaria, prevención selectiva, prevención indicadae innovación tecnológica.

En esta edición,del total de 34 iniciativas presentadas 14 ayuntamientos y 2 diputaciones han visto reconocido su trabajo. Uno de estos ayuntamientos ha sido el de Portugalete, que ha visto como el programa Jóvenes y lonjas: lugares comunes, iniciativa de su Área de Drogodependencias, ha sido beneficiario de la más elevada puntuación en la modalidad en la que concursaba: prevención comunitaria.

Las lonjas, un espacio de socialización

Para entender esta iniciativa tendríamos que precisar algunos de los postulados de partida de un proceso que, desde su puesta en marcha a finales de 2004, ha permitido trabajar con alrededor de 900 adolescentes y jóvenes de entre 14 y 30 años:

  • Lonjas: espacios autónomos de socialización, situados en local comercial en desuso, que grupos de jóvenes de diversas edades alquilan para compartir su tiempo de ocio, sin supervisión adulta.
  • Jóvenes: ciudadanas y ciudadanos que necesitan disponer de su propia geografía lúdica, diferente a la de la población adulta, distinta así mismo de la topografía del tiempo académico y/o laboral.
  • Lugares comunes: espacios de encuentro y convivencia entre jóvenes de diferentes edades y perfiles, entre vecinos y vecinas, entre generaciones…

Las lonjas se convierten así en expresión de un cúmulo de expectativas que pueden favorecer diferentes desenlaces. Para evitar que derivaran en un foco de conflicto y/o de prácticas poco saludables e inseguras, el equipo técnico responsable se propuso trabajar con la gente joven que se reúne en las lonjas del municipio para acordar unas pautas mínimas de funcionamiento.Y trabajar, así mismo, con el vecindario para reducir prejuicios y perjuicios. Se trataba de minimizar riesgos, tanto desde el punto de vista de la salud y la seguridad como desde la perspectiva de las relaciones vecinales, contribuyendo a favorecer una convivencia razonablemente armónica entre las diferentes partes, salvaguardando, hasta donde fuera posible, los intereses y derechos en juego.

Una intervención participativa

El programa pretende, en síntesis, responsabilizar a quienes disfrutan de las lonjas de la influencia que puede tener su uso sobre la convivencia vecinal, para evitar el surgimiento de conflictos. Por otra parte, se propone aprovechar la presencia juvenil en espacios acotados para compartir información sobre las drogas. Este proceso dio lugar a la creación de una guía de mínimos que garantizara el funcionamiento de las lonjas en el marco de la relación vecinal de la que forma parte.

Para terminar, algunas de las claves del éxito de esta iniciativa serían:

  • No nace con un talante represivo, sino de diálogo entre diferentes perspectivas.
  • Contribuye a explicitar la necesidad de acuerdos como base de la convivencia.
  • Permite el reconocimiento y la colaboración entre generaciones.
  • Facilita intervenir con poblaciones juveniles allí donde se encuentran.
  • En clave, por lo tanto, de salud, ciudadanía y participación.

El fenómeno en cifras

La iniciativa, pionera en el País Vasco, viene siendo referencia obligada para aquellas administraciones públicas locales dispuestas a gobernar, también, en relación a un asunto, el de las “lonjas juveniles”, que según el estudio del Observatorio Vasco de la Juventud “Lonjas y locales juveniles en la CAPV”, involucra al 20% de la juventud vasca de entre 15 y 29 años de edad. Un fenómeno sobre el que el propio Ararteko (Defensoría del pueblo del País Vasco) realizó una serie de propuestas.

Habilidades para la Vida y Convivencia Escolar en México: un proceso en construcción

Luego de participar de un taller presencial de 6 horas sobre Habilidades para la Vida y la manera en que pueden aportar a la convivencia escolar, 626 docentes de la ciudad de México se hicieron propósitos personales y laborales como estos: “Quiero sembrar inteligencia emocional en mis alumnos para la resolución de conflictos en sus vidas y que respondan de manera más asertiva a las dificultades que tienen en lo cotidiano”; “Me propongo ser mejor persona y por lo tanto mejor profesora, para influir de manera positiva en la vida de muchos niños, para que sean seres humanos felices”; “Quiero ser más asertiva, tanto en la escuela como en lo personal. Mostrarme como soy sin miedo a que los demás me juzguen. Creerme lo que soy”. 

Iniciativa de la Secretaría de Educación Pública

En noviembre del año anterior, en Ciudad de México, convocados por la Secretaría de Educación Públicay la Dirección General de Innovación y Fortalecimiento Académico (DGIFA), se realizaron 18 talleres con docentes representantes de 626 escuelas priorizadas por el Programa Nacional de Convivencia Escolar. El objetivo: aprender en la práctica las Habilidades Psicosociales para la Vida y explorar colectivamente cómo le aportan a la convivencia escolar. La formación ha sido desarrollada por el equipo docente de la Escuela Iberoamericana de Habilidades para la Vida de Fundación EDEX, en alianza con Seguridad Humana.

Además de la formación presencial, cada escuela recibió un kit de materiales didácticos correspondientes al programa La Aventura de la Vida: la Guía para el profesorado,  Cuentos para Conversar y los Encuentros para la convivencia. Estas herramientas facilitarán llevar al aula lo aprendido.

Esto es sólo el inicio

En seis horas, por muy buenas que sean, y con tres materiales de apoyo a la labor docente, por excelentes que resulten, no se logra el objetivo de aprender habilidades y aplicarlas a la convivencia escolar. Estos aprendizajes se afianzan con tiempo, estudio y mucho entrenamiento. Son procesos. La gran mayoría de estas personas docentes ya han iniciado ese proceso en sus aulas y en el marco del Programa Nacional de Convivencia Escolar.

Con la intención de seguirles fortaleciendo, esta semana iniciamos el Curso digital “Habilidades para la Vida y Convivencia Escolar” con participación de las 626 personas representantes del mismo número de escuelas de la Ciudad de México. Durante 8 semanas estaremos aprendiendo más sobre estos temas, en colectivo, desde la propia piel, con alegría. Esperamos que al finalizar estos dos meses se vuelvan a escuchar testimonios como los que escuchamos al concluir la formación presencial: “Me regresaron las ganas de ser mejor”; “Me propongo solucionar problemas sin regaño”“Me propongo llevar esta alegría que siento a mis colegiados”. “Quiero entablar más diálogo, crear clases activas que les motiven y les hagan asistir contentos a clase”.

Amigos na Cultura y EDEX renuevan su alianza para construir sueños en Volta Redonda, Río de Janeiro

Marco Aurèlio Alves, Director de Amigos na Cultura, durante su visita a Bilbao.

La relación de complicidad entre Fundación EDEX y Amigos na Cultura, la asociación brasileña residenciada en Volta Redonda, Rio de Janeiro, viene de lejos. Arranca cuando nuestra organización colaboraba en la implantación de algunos de sus programas educativos en la localidad vecina de Tres Ríos. Fue entonces cuando Amigos na Cultura los conocieron y se interesaron por la posibilidad de adaptarlos a la idiosincrasia de sus comunidades, de acuerdo con la metodología que inspira sus trabajos.

Promover la expresión artística de las comunidades

Algún tiempo después nos visitaran en el País Vasco, en la persona de su Director General, Marco Aurèlio Alves. Ello nos proporcionó nuevas oportunidades para conocer mejor el trabajo de cada organización, para reconocernos y, en el caso de Amigos na Cultura, para compartirlo con diversos agentes del ámbito de las artes escénicas. En efecto, durante su breve estancia, el profesor Alves mantuvo encuentros con el que fuera Director de la Asociación Española de Teatros Públicos, Gonzalo Centeno, visitó Eskena, la estructura de coordinación de las empresas de artes escénicas de Euskadi y conversó con miembros y directores de grupos de teatro del territorio, con quienes compartió el interés e torno al “teatro del oprimido”. De igual modo, se citó con diversas organizaciones convocadas en el marco de los Encuentros sobre Cooperación y Desarrollo que promueve periódicamente EDEX, en este caso en Portugalete, localidad cuyo ayuntamiento fue una de las instituciones que hizo posible la visita.

La infancia, sujeto de derechos

Desde entonces, hemos mantenido la relación, tratando cada una de activar oportunidades para colaborar más intensamente. Por parte de Amigos na Cultura, a pesar de la situación por la que atraviesa su país, y precisamente por ello, se ha acrecentado el interés por ofrecer a la infancia y adolescencia en dificultad social algunas de las propuestas educativas diseñadas por EDEX, que ya se aplicaron exitosamente en sus entornos. Por nuestra parte, hemos realizado un notable esfuerzo en traducir y adaptar los soportes didácticos de los programas que resultan de mayor interés, y tejido nuevas alianzas en el país que pudieran servir de soporte a las iniciativas de Amigos na Cultura.

Los retos para 2017

Es tarea prioritaria para ambas organizaciones, en el año que recién comienza, incrementar los esfuerzos por encontrar en administraciones públicas, empresas, fundaciones, universidades y organizaciones defensoras de los Derechos de la Infancia la confianza y los recursos económicos que ayuden a que Amigos na Cultura y Fundación EDEX hagamos realidad los sueños compartidos.

EDEX y América Latina en 2016, el año de la diversidad

El 2016 fue un año que pintó muy bien para Fundación EDEX. Vino con un cúmulo de días intensos, los proyectos llegaron en racimo, dulces, jugosos y llenos de nuevas semillas. Tanto así que muchas de las alianzas y andanzas de 2016 no alcanzamos a compartirlas en el blog. Esto nos animó a construir un texto resumen que a manera de inventario diera cuenta de aquellos trabajos que nos ilusionaron en el año que acaba de terminar y que sirven de impulso para este 2017 que arranca.

Diversidad de aliados y temas

En esta primera entrega compartimos, mes a mes, lo realizado en América Latina y el Caribe, así como en la oferta digital de la Escuela Iberoamericana de Habilidades para la Vida. Lo mejor del año fue la diversidad que trajo consigo. Ella se reflejó por una parte en la calidad y la cantidad de los aliados que tuvimos (colegios, universidades, organismos multilaterales, empresas privadas, gobiernos nacionales y locales, organizaciones comunitarias, cooperativas, radios comunitarias, proyectos y organizaciones de docentes).

También en los temas en que se le otorgó sentido al aporte de las Habilidades para la Vida (HpV): Salud en Todas las Políticas, calidad de la educación, extensión universitaria, formación integral de estudiantes universitarios, de secundaria y primaria, proyectos económicos liderados por comunidades, políticas públicas en el campo de la cultura, fortalecimiento de la Responsabilidad Social Empresarial, promoción de la Salud, empoderamiento personal y social, comunicación y educación, ciudadanía, convivencia, sexualidad, construcción de paz, comunicación para la paz…

Ha sido una fortuna establecer contacto y construir desarrollo junto a personas, organizaciones e intereses tan diferentes. Nos confirma aquella vieja idea que nos inspira: lo normal entre personas es que seamos distintas. Esa es nuestra riqueza, no nuestro problema.

Enero: Alianza con Enfermería y Educación

En alianza con la Escuela de Enfermería de la UIS, iniciamos el año formando al colectivo docente del Colegio Comuneros, de Bucaramanga, Colombia, en Habilidades para la Vida y en el uso del programa La Aventura de la Vida. En el mismo mes abrimos al público la webapp para compartir experiencias de Salud en Todas las Políticas, por encargo de la Organización Panamericana de la Salud.

Febrero. Arranca la formación digital en HpV

Se puso en marcha de la oferta digital de la Escuela Iberoamericana de Habilidades para la Vida.  En el año se realizaron 3 ediciones del TransCurso, espacio para formarnos en Habilidades para la VidaEn colaboración con la Cátedra de Promoción de la Salud de la Universidad de Girona, certificamos 129 personas en el año. De nuevo, los testimonios ofrecidos por los grupos de estudiantes nos sorprendieron por la profundidad, utilidad y sencillez de sus aprendizajes. También se realizó la primera edición de La Aventura de la crianza, dirigido a familias, certificando 18 personas.

Marzo: Aprender a convivir en el llano colombiano

Durante un par de días y en alianza con la GIZ (cooperación alemana en Colombia), fuimos a San Juan de Arama, a trabajar con personas de Asociaciones de Productores de Leche, deseosas de aprender a convivir.

Abril: Inicio de un trabajo de meses en Panamá

En el marco de la alianza con Sumarse y la Alcaldía de Panamáformamos 43 personas en Habilidades para la Vida, en modalidad presencial y virtual, y adicionamos una asesoría personalizada para traducir lo aprendido en un proyecto de aplicación inmediata.

Mayo: Acuerdos y encuentros en Brasil

Empezamos en Franca, en donde se trabajó un taller de Habilidades para la Vida y firmamos un acuerdo de colaboración con la UNIFRAN. Luego asistimos a la 22ª.Conferencia Mundial de Promoción de la Salud en Curitiba en donde además de aprender de todas las experiencias, compartimos la nuestra  con la Escuela e hicimos un Taller y un Simposio de HpV. Cerramos nuestra presencia en Brasil celebrando un taller con UNICOM en Río de Janeiro y un intercambio de  experiencias con Visión Mundial en Sao Paulo.

Junio: En el oriente de Colombia

Nos encontramos con los docentes de Ciudadanía desde el aula, un proyecto del que formamos parte desde 2015 y que promueve el uso de los Cuentos para Conversar en el aula para aprender ciudadanía.  Luego fuimos a Contratación, Santander, a trabajar con todo el equipo docente del Instituto Técnico Industrial San Juan Bosco. En el mismo mes se cerró el trabajo que durante 1 año se realizó en 2 instituciones educativas de Chima y Simacota, empoderando a niñas y niños en equidad de género, ciudadanía y convivencia.  Este trabajo desarrollado por PROINAPSA -UIS tuvo la cooperación del Ayuntamiento de Bilbao. Cerramos el mes en Bucaramanga, aportando a Impacto ciudad, una iniciativa ciudadana para mejorar la movilidad.

Julio: Con comunidades que ofrecen turismo sostenible y ecológico. 

Por invitación de la GIZ, durante dos semanas estuvimos en La Macarena, Colombia, trabajando Habilidades para la Vida con organizaciones comunitarias que trabajan turismo sostenible. Además, aprovechamos para trabajar con los estudiantes del colegio de secundaria del municipio.

Agosto: Radios Comunitarias emitiendo paz

Con la Asociación de Radios Amigas Comunitarias de Norte de Santander (RADAR) pusimos en marcha un proceso de formación presencial y digital en Habilidades para la Vida, Comunicación y Paz, dirigido a 28 corresponsales y editores provenientes de 14 emisoras comunitarias de la zona, en el oriente de Colombia.

Septiembre: Sexualidad juvenil

Desde Bilbao llega la buena noticia de que el ayuntamiento aporta recursos de cooperación para desarrollar el proyecto Participación de adolescentes y jóvenes del municipio de Floridablanca (Colombia) en el Fomento de los Derechos Sexuales y Reproductivos y la Equidad de Género, en alianza con PROINAPSA-UIS.

Octubre: Más cerca de las Universidades

Invitados por la Red de Universidades Promotoras de la Salud de México, asistimos a su VI Congreso en Sonora, en donde compartimos un taller y una conferencia, buscando los nexos entre las Habilidades para la Vida, la Promoción de la Salud y el empoderamiento personal y colectivo.

Luego trabajamos en Querétaro, de la mano de la Dirección de Profesiones de la Secretaría de Educación del Estado. Compartimos el enfoque de HpV en cuatro conferencias y dos talleres, además de diversos encuentros con autoridades de la región. Fuimos testigos del interés que este trabajo despierta.

Simultáneamente, en Bucaramanga, se trabajaron conferencias de Habilidades para la Vida con poco más de 1000 estudiantes de primer semestre de la Universidad Industrial de Santander.

Noviembre: Inicio de trabajos en Honduras

Luego de acercamientos durante más de un año, logramos darle vida a la alianza entre el programa CONVIVIR de Honduras y EDEX. Esto nos permitió un taller inicial en Tegucigalpa y dos talleres de formación de formadores en Siguatepeque. En ambos, contamos con personas y organizaciones que apuestan por las HpV como estrategia para aprender a convivir.

Diciembre: La convivencia, prioridad escolar mexicana

En acuerdo con La Secretaría de Educación Pública, a través de la Dirección General de Innovación y Fortalecimiento Académica, DGIFA, acudimos a la Ciudad de México a trabajar con docentes provenientes de 626 escuelas priorizadas por el Programa Nacional de Convivencia.  Además de un taller presencial de 6 horas, cada escuela recibió materiales de La Aventura de la Vida y en 2017 se complementará la formación con un curso digital de Habilidades para la Vida y Convivencia, de 8 semanas de duración. La ejecución se hizo de la mano de nuestra aliada, Seguridad Humana.

En el mismo mes cerramos el trabajo en República Dominicana para el fortalecimiento de colectivos sociales, mediante la promoción de estilos de vida saludables, género y derechos humanos en las provincias de Santiago y Duarte, en alianza con Casa Abierta y con apoyo de los Ayuntamientos de Leioa y Portugalete. En un año de trabajo se logró llegar a 6.823 participantes directos y 13.646 indirectos, mediante la formación de animadores y mediadores.

Y como semilla para 2017, se obtuvo el respaldo del Ayuntamiento de Portugalete para mejorar la calidad de la educación de  adolescentes del municipio de Zaragoza, departamento de La Libertad, en El Salvador, en alianza con CIDEP.

Nuevo calendario

El que pasó fue un año cargado de buenas noticias, alianzas y perspectivas, que nos llena de ilusión para el 2017. En nuestro próximo post daremos cuenta del balance de actuaciones de EDEX en España y Europa, igualmente jugoso.

Unplugged: la evidencia científica aplicada a la prevención del abuso de drogas

La foto corresponde al seminario sobre formación celebrado en Bilbao en octubre de 2015.

Sobre la evidencia

Hubo un tiempo, felizmente superado, en el que casi cualquier acción cabía en el escurridizo concepto de “prevención”. La buena intención de quienes trabajaban en el ámbito de las drogas parecía aval suficiente para poner en marcha cualquier propuesta, sin reparar en su respaldo conceptual ni en su eficacia. Seguramente algo queda aún de ese periodo, pero, por fortuna, las crecientes exigencias técnicas han ido depurando la mayoría de las intervenciones e identificando las buenas prácticas en las que merecía la pena invertir. Así, paso a paso, hemos llegado a la era de la evidencia, en la que se espera de quienes promueven programas preventivos que demuestren su vinculación con el saber científico disponible (siempre provisional) y la evaluación realizada (aun aceptando múltiples acercamientos). Un avance que no podemos más que aplaudir.

Llegado este momento, tampoco sería buena noticia que la apelación a la evidencia se convirtiera en un desfiladero estrecho que frenara el paso de iniciativas potencialmente valiosas que, por distintos motivos, no hubieran podido mostrar el rigor conceptual y metodológico que hoy en día se reclama. No vayamos ahora a pasarnos de frenada, bloqueando el desarrollo de programas que pueden acabar resultando sugerentes. Como en tantos otros asuntos de la vida humana, estamos ante una cuestión de equilibrio entre el “todo vale” de otras épocas y el “rigor mortis” de una exigencia desmedida que podría acabar degenerando en arma arrojadiza. No olvidemos que también el concepto de evidencia tiene sus condiciones y limitaciones, como recuerda Domingo Comas en su texto ¿Qué es la evidencia científica y cómo utilizarla? No vaya a ser que, como reza la conocida sentencia, acabemos tirando al niño junto con el agua sucia.

En todo caso, bienvenida esta exigencia de calidad que pasa, entre otras cosas, por mejorar la base conceptual en la que los programas deben basarse y en el desarrollo de evaluaciones que ayuden a determinar los logros que cada intervención permite.

El programa Unplugged

En esta lógica se inscribe nuestra vinculación desde su nacimiento en 2002 al proyecto europeo EU-Dap, en cuyo seno se creó el programa Unplugged. Unplugged es uno de los programas que aparecen en todas las revisiones de evaluaciones realizadas en los últimos años, como una iniciativa sólida a la hora de abordar en la escuela la prevención con alumnado de 13 años. Como todos los programas necesitará progresivos ajustes y actualizaciones, si bien su potencial es reconocido por los diversos estudios y evaluaciones realizados.

Algunas referencias internacionales a Unplugged:

  1. Bests practices portal. Observatorio Europeo de las Drogas y las Toxicomanías.
  2. Alcohol and drug education and prevention information service. Mentor UK.
  3. Process evaluation of the implementation of the Unplugged Program for drug use prevention in Brazilian schools. Ministerio de Salud de Brasil.
  4. Positive Choices – Recommended programmes. Drugs and Alcohol.
  5. Defining prevention science. Advances y prevention sciencie (coordinado por Zili Sloboda y Hanno Petras).
  6. Resultados del programa de prevención escolar Unplugged sobre el uso del tabaco en la República Checa. Charles University in Prague.
  7. Psychosocial and Developmental Alcohol Misuse Prevention in Schools can be effective. Revisión sistemática realizada por David Foxcroft.
  8. Jeunes and adictions. OFDT (Observatoire Français des Drogues et des Toxicomanies).
  9. What works in prevention? Scottish Government.
  10. Evaluation du programme européen UNPLUGGED. Résseau de prévention des addictions – Respadd.

De Unplugged ya hemos presentado en entradas anteriores de este blog sus principales señas de identidad, los seminarios dinamizados para darla a conocer, algunos de los apoyos recibidos y la app creada para complementar la dimensión informativa del programa, InfoDrogApp. En esta ocasión queremos destacar su continuidad en España gracias al apoyo de la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas al que, posteriormente, se han ido sumando diversas administraciones hasta convertirlo en una realidad que se concreta este curso escolar en la participación de 10.000 escolares y 500 educadores y educadoras. Un apoyo que hace posible el desarrollo del programa y la necesaria formación del profesorado participante.

La formación del profesorado, clave del éxito

Para reflexionar en torno a la formación del profesorado que puede hacer efectiva la dinamización en el aula de las 12 sesiones que dan forma a Unplugged, nos reuniremos en febrero de 2017 en Bilbao las personas vinculadas al desarrollo del programa en diversos territorios de nuestro país: Andalucía, Aragón, Castilla y León, Madrid y País Vasco. ¿Cómo organizar procesos formativos que, reconociendo las dificultades formales del profesorado para participar en este tipo de propuestas, permitan abordar con un mínimo de rigor aquellos contenidos que desde la prevención consideramos esenciales: manejo de técnicas interactivas que contribuyan al desarrollo en chicas y chicos de las habilidades para la vida en las que se basa el programa? Abordar estos procesos a partir de la experiencia de los equipos participantes centrará el grueso de un Seminario que nos permitirá también hablar de seguimiento y evaluación, revisar los materiales didácticos y aventurar posibles futuros.

Fortalecer las organizaciones con voluntariado

Coincidiendo con el Día internacional de los voluntarios que celebramos hoy, 5 de diciembre, damos cuenta de un recurso útil para el fortalecimiento de las organizaciones que se nutren de personas voluntarias: los “Cuadernos prácticos”. Una colección de seis monografías producidas por Fundación Esplai, nacida al calor del Año Internacional del Voluntariado, que aguanta bien el paso del tiempo.

Los frutos de las alianzas

Desde hacía algún tiempo, el CRAC (Centro de Recursos para Asociaciones de Cádiz y la Bahía) y EDEX-Centro de Recursos Comunitarios, compartíamos distintos espacios de encuentro en clave de Educación Popular en torno a la participación, la formación y el fortalecimiento del tercer sector, como la Escuela metodológica o el Foro Paulo Freire.

En aquellos escenarios, cada quien aportaba su experiencia y particulares fortalezas. Una de las que se nos atribuía a EDEX era la capacidad para editar y distribuir “materiales”, pues no en vano a la fecha habíamos producido decenas de títulos sobre desarrollo comunitario y educación en valores que se habían proyectado con éxito fuera del País Vasco. Seguramente fue por ello que Fernando de la Riva y la gente amiga del CRAC depositaron en nosotros su confianza para que editáramos algunos de los textos utilizados en sus procesos de formación -o que resultaban de los mismos-, como fueron los casos de “Para dinamizar las asociacionesHerramientas para el trabajo del informador y dinamizador juvenil y “Las reuniones”.

Fortalecer las organizaciones de base

Poco tiempo después, EDEX invitó al CRAC a sumarse a la alianza con la Fundación catalana de l´esplai en torno a Fundación Esplai, y fue en el seno de la misma desde donde se acometieron diversas actuaciones orientadas a fortalecer el asociacionismo durante el propicio marco del Año Internacional del Voluntariadoy siguientes. Una de ellas consistió en la producción de la colección “Cuadernos prácticos, presentada como un “conjunto de cuadernos sencillos y útiles, centrados en temas y aspectos concretos de la vida de las asociaciones y colectivos sociales, y elaborados como herramientas para contribuir a mejorar su funcionamiento organizativo y su acción social”.

Dicha colección se inició con el rediseño, en 2001, del monográfico Las reuniones, al que seguirían, ese mismo año, dos nuevos títulos: “Los proyectos y “Los equipos”. La buena acogida que tuvieron entre las organizaciones del tercer sector y la apreciable colaboración tanto del Ministerio de Asuntos Sociales como de diversos gobiernos autonómicos hicieron posibles varias reediciones, y nos proporcionaron aliento para sumar nuevos títulos: “Redes asociativas (2002), Comunicación asociativa (2004) y “Liderazgo asociativo (2007), y hacerlo en todas y cada una de las lenguas de España.

Ediciones que en la mayor parte de los casos fueron acompañadas de encuentros de formación asociados a cada una de las temáticas, en los que a lo largo de los años tomaron parte activa centenares, quizás miles, de organizaciones de base de muy variado perfil a lo largo y ancho de nuestro país.

 Tres patas para una mesa

En el seno de Fundación Esplai, el trabajo colaborativo desarrollado por las entidades impulsoras en torno a los “Cuadernos prácticos” se organizó de modo que el CRAC seguiría ocupándose de la creación de los contenidos, –que, por otra parte, recogerían las aportaciones de sus socios, poniendo en evidencia la experiencia de trabajo a pie de calle de unos y otros-, en tanto que EDEX se responsabilizaría de acomodar éstos al formato convenido, traducirlos, diseñarlos, imprimirlos y distribuirlos, y la Fundación en su conjunto lideraría la iniciativa y se ocuparía de conseguir la financiación necesaria para su producción y para la multiplicación de su impacto.

“Vivitos y coleando”

Algunos años después, ajenos ya el CRAC y EDEX a Fundación Esplai, la colección “Cuadernos prácticos”, disponible tanto en soporte papel como en formato digital, sigue alimentando procesos de mejora en muchas asociaciones de la mano de cada una de las organizaciones que la hicieron posible, en especial el CRAC (desde 2011, Colectivo de Educación para la Participación), que muestra actualizados su diseño y contenidos.

Discover: educación en valores y habilidades para la vida

“Discover” es un programa de prevención de drogodependencias y otras conductas de riesgo basado en el desarrollo de habilidades para la vida y la educación en valores. A partir de la evidencia según la cual los principales factores de riesgo para el consumo de drogas son las influencias sociales, estructura su propuesta en torno a los siguientes ejes temáticos:

  • autoestima;
  • habilidades para el manejo y la solución de problemas;
  • habilidades para las relaciones interpersonales;
  • toma de decisiones;
  • información sobre drogas y riesgos.

Población diana

El programa dirige sus propuestas al alumnado de Educación Infantil, Primaria y Secundaria con edades comprendidas entre los 5 y los 16 años. Para cada uno de los niveles educativos de esta franja de edad presenta un material didáctico específico, adaptado al momento evolutivo del alumnado. El profesorado de cada etapa es responsable de su dinamización en el aula, asumiendo un rol clave para una perspectiva normalizadora de la prevención como la que inspira nuestro trabajo.

Materiales didácticos

Las herramientas didácticas que “Discover” pone a disposición del profesorado son las siguientes:

  • Libro del alumnado: un libro atractivo, ilustrado a todo color, en cuyas páginas se abordan los cinco ejes mencionados.
  • Guía para el profesorado: incluye la filosofía del programa, las pautas para su utilización, bibliografía complementaria y una tabla para la programación del curso.
  • Sistema total de apoyo: Materiales y sugerencias prácticas para el desarrollo efectivo del programa en el aula, que incluye recursos prácticos tanto para el profesorado como para el alumnado.

Un programa contrastado

Una evaluación externa del programa realizada en Estados Unidos, su país de origen (CSAP, 2001), mostró su eficacia para:

  • Ayudar al alumnado a reconocer las presiones internas y externas que influyen en su decisión de consumir drogas.
  • Facilitar el desarrollo de competencias personales y sociales para desactivar proactivamente estas influencias.
  • Cuestionar el sesgo perceptivo de acuerdo con el cual el consumo de alcohol, tabaco y otras drogas se presenta como más extendido de lo que lo está en la realidad.
  • Implicar a la familia y a la comunidad.

Por otra parte, “Discover” y La Aventura de la Vida fueron reconocidos en 2007 por la Agencia de Salud Pública de Barcelona, en su informe Revisió dels programes de promoció de la salut a l’escola adreçats à l’educació primària, como los programas preventivos mejor valorados en su comunidad.

El programa se aplica desde el curso escolar 1996-97 en centros educativos de Castilla y León, una comunidad que atiende en sus propuestas preventivas a la evidencia como criterio clave. Fruto de este compromiso es la aplicación de “Discover” cada año con más de 10.000 escolares.

Más información

En estos enlaces se presenta más información sobre el programa y sobre su aplicación en Castilla y León.

elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.