Cáritas Bizkaia presenta su informe anual de 2008 aprovechando el ‘Día de la Caridad’ en Güeñes y su campaña de este fin de semana

La entidad socio-caritativa presenta -además- un mensaje de los Obispos de Bilbao en torno a la crisis.

Cáritas Bizkaia aprovecha la celebración este fin de semana del Día de la Caridad en Güeñes (el sábado 13) y de la Campaña de CORPUS en todas las parroquias (el Domingo 14), para presentar los datos completos de su intervención durante todo el año pasado en el ‘Informe Anual 2008’. Asimismo, se presentará un mensaje que el Obispo de Bilbao D. Ricardo Blázquez y su auxiliar D. Mario Iceta, han preparado para esta ocasión en torno al tema de la ‘crisis’.

Este sábado se celebra el ‘Día de la Caridad’, con un encuentro en Güeñes en el que Cáritas Bizkaia espera reunir más de quinientas personas, no sólo agentes de la organización, sino personas de toda la comunidad cristiana de Bizkaia a las que la invitación se hace extensiva. Comenzará a partir de las 11h. en el parque ArenatzArte, con la presentación de los proyectos de Cáritas en la zona de las Encartaciones, y -posteriormente- se informará a los presentes sobre el ‘Plan de actuación frente a la Crisis’ de Cáritas Bizkaia, así como algunas novedades previstas para el segundo semestre de 2009.

A continuación, se celebrará una Eucaristía presidida por el Sr. Obispo de Bilbao, D. Ricardo, y habrá una ‘Comida de hermandad’ donde compartir lo que todas las personas que se acerquen a Güeñes hayan llevado a tal efecto, como signo también de austeridad en tiempos de crisis. Finalmente, por la tarde tendrá lugar la parte más lúdica del encuentro: karaoke, bailables, música, talleres…

Campaña del CORPUS (“Una sociedad con VALORES es una sociedad con FUTURO”):

Asimismo, este fin de semana tendrá lugar la campaña del Corpus en las casi 300 parroquias de Bizkaia, que con el lema: “Si no quieres formar parte de una SOCIEDAD LIMITADA, facilita la participación de todos”, insiste en la necesidad de invertir en valores auténticos que humanizan frente a los que nos ofrece la ‘sociedad limitada’ que vivimos.

Esta campaña, que se diseñó antes del inicio de la crisis, ha resultado providencial para ayudar a situarnos ante una crisis de valores, que es lo que -en el fondo- estamos viviendo. Desde Cáritas Bizkaia estamos trabajando por aminorar los efectos de la crisis, pero no menos en denunciar sus causas: un sistema que antepone el beneficio económico para tener, a una ordenación social en la que la persona es el centro de toda decisión orientada a lograr el ser. Por ello, se nos recuerda en la campaña que “Una sociedad con VALORES es una sociedad con FUTURO”.

Informe anual 2008 de Cáritas Bizkaia:

Cáritas Diocesana de Bilbao acaba de hacer pública la síntesis de su informe anual, que recoge los datos básicos de su intervención durante el año 2008 en toda Bizkaia. Durante ese año, la entidad socio-caritativa de la Iglesia diocesana de Bizkaia atendió a través de sus diferentes programas y proyectos a más de once mil personas, un 12% más que el año anterior. Como hemos comentado en anteriores comunicaciones, fue sobre todo a partir del verano de 2008 cuando la afluencia de personas se disparó, mientras que los primeros meses del año fueron similares al anterior, lo que hace que el incremento medio sea importante, pero no espectacular.

Además, observando la distribución por proyectos, queda patente que gran parte del aumento producido se ha debido a la entrada de personas en las Acogidas (acción social de base), es decir, en los sistemas relacionados con la protección más básica (ayudas económicas y soporte), sin duda como consecuencia de la ya incipiente esas fechas crisis económica (más de un 20% de incremento de media durante 2008). El otro ámbito en que se produce aumento es el de personas sin hogar (grave exclusión).

En relación a la distribución por sexo, las variaciones son muy leves, con una tendencia constante, pero muy ligera hacia la disminución del peso de la población femenina. A pesar del descenso producido en los últimos dos años, las mujeres siguen siendo un 63% del total de las personas atendidas en el conjunto de Cáritas. Sin embargo, llama la atención que el el programa de Acción Social de Base –donde se ha producido el gran incremento de atenciones por la crisis- se ha reducido significativamente el número de mujeres, del 60% al 54%, probablemente por el incremento general de paro masculino que estamos viviendo últimamente con la crisis.

En cuanto al origen de las personas atendidas, pese al aumento en números absolutos, el porcentaje de personas extracomunitarias se mantiene similar al año pasado (63%), rompiendo la tendencia ascendente de años anteriores en el peso de la población inmigrante respecto al conjunto de las personas atendidas. Así, más de 4.000 personas atendidas por Cáritas el año pasado eran autóctonas. Además, cabe señalar que el incremento global de altas nuevas ha sido más acusado entre las personas autóctonas que entre las inmigrantes, probablemente por los primeros efectos de la crisis esa última parte de 2008.

Por programas, acaparan más de dos terceras partes de las atenciones los programas de Acción Social de Base (Acogida) y Empleo, aunque con un notable incremento respecto a 2007 sobre todo en Acción social de Base (acogidas). Sin embargo, otros programas son numéricamente pequeños, pero suponen procesos de incorporación social de mucha duración (drogodependencias, personas sin hogar…), o bien un trabajo de prevención y de acompañamiento de las personas mucho más sostenido en el tiempo (familia-inserción social, mayores, infancia…).

En lo que respecta a la edad, lo más marcado es el especial énfasis que este año se ha realizado en la población infantil, en la que se ha intervenido con intensidad, llegando a más del doble de la población atendida en años anteriores. También otros grupos, sobre todo por debajo de los 30 años, han crecido notablemente. Incluso el grupo de entre 46 y 65 años, que en años anteriores mostraba una tendencia descendente vuelve a crecer en nuestros proyectos. A partir de estas edades el volumen es ligeramente descendente. Todas estas modificaciones dan lugar a un descenso de la edad media de la población atendida, que se sitúa en 2008 casi un año por debajo del año anterior (35,6 años).

Análisis cualitativo:

En lo referente a la crisis, a lo largo de 2008 comenzaron a mostrarse los primeros atisbos de una situación de dificultad que ha derivado en una recesión de amplio alcance en la que hoy seguimos sumergidos. Cáritas fue una de las primeras entidades en detectarla dado que –como ocurre habitualmente- afecta con mayor dureza y rapidez a personas en situación de vulnerabilidad o riesgo de exclusión social.

La crisis, evidencia un sistema generador de desigualdades que prima el beneficio económico por encima de la dignidad de la persona, empezó a generar un nuevo escenario de precariedad y riesgo haciendo aflorar nuevas situaciones de exclusión; los llamados ‘nueveos rostros de la pobreza’.

Testigo de esta realidad, Cáritas elaboró y puso en marcha a finales de 2008 un ‘Plan de trabajo frente a los efectos de la crisis’ con el objetivo de contribuir a la mejora de la calidad de vida de las personas afectadas, en especial las que están siendo atendidas por la organización. Con este Plan, Cáritas ha tratado de transformar esta situación negativa en una oportunidad para redoblar esfuerzos, crear alianzas e impulsar la responsabilidad social y colectiva en la lucha contra la pobreza.

Mensaje de los Obispos sobre la crisis:

Con ocasión del Corpus y del Día de la Caridad, don Ricardo Blázquez, obispo de Bilbao y su obispo auxiliar don Mario Iceta, han escrito un mensaje a sus diocesanos sobre la situación de tantas personas que están sufriendo los efectos de la Crisis en primera persona. En él afirman que “es necesario subrayar que Eucaristía y caridad desde la justicia son dos dimensiones de una misma realidad. Celebrar con verdad el día del Corpus Christi implica el servicio solícito a nuestros hermanos y el compromiso por atender sus necesidades”.

Asimismo, constatan que, “ante el sufrimiento de quienes padecen las consecuencias de la crisis, ha aumentado en un 40% la colaboración económica de los fieles. Aun así, quienes dedican tiempo y disponibilidad personal para acoger a los hermanos necesitados se sienten desbordados”. Por este motivo, hacen notar la importancia de “darse, no sólo dar: Cáritas necesita fortalecer su voluntariado; precisa de nuestro tiempo y de nuestra disponibilidad para acoger y mostrar el rostro más cercano y compasivo de la comunidad cristiana”.

Dirigen -además- una palabra de aliento a quienes sufren directamente las consecuencias de la crisis: “No os sintáis solos ni fracasados, sino más bien víctimas de un sistema económico centrado en el consumismo y el afán de lucro sin medida, que no respeta valores como la dignidad de la persona humana, el valor del trabajo, la solidaridad, o el destino universal de los bienes”.

Finalmente, también piden a quienes tienen responsabilidades en ámbitos económicos, políticos, financieros o sociales que contribuyan “activamente a la humanización de las estructuras”.

NOTA: el mensaje al completo se puede consultar y descargar en www.caritasbi.org (campaña junio 2009).

Datos internos:

En 2008, Cáritas consiguió prácticamente la estabilidad entre ingresos recibidos y gastos, ya que pese al incremento de gastos por el aumento de demandas de ayuda a consecuencia de la crisis, también ha habido un incremento en los ingresos, tanto en general como en cada uno de las diferentes fuentes.

De entre los ingresos, Cáritas mantiene por debajo del 40% los procedentes de instituciones públicas, por lo que la fuerza de la institución radica -en lo económico- en esas más de 3.700 personas socias y donantes que confían en Cáritas Bizkaia para encauzar su participación solidaria.

En cuanto a los gastos, más de la cuarta parte (27%) corresponde al programa de Acción Social de Base, que aumenta respecto al año anterior por el incremento mencionado de ayudas económica. Por el contrario, otros programas que requieren procesos más largos de acompañamiento a personas en situación de grave exclusión tienen partidas muy amplias (droga, 14%; sin hogar 13%).

Asimismo, más de 2.100 personas participan en Cáritas como voluntarias en sus diferentes programas y territorios, el 83% de las cuales son mujeres. El número total de personas voluntarias se ha incrementado este año en más de 200.

A todas estas personas que tanto en 2008 como la actualidad colaboran con nuestra entidad económicamente o a través de su acción voluntaria, queremos darles especialmente las gracias hoy. Sin todas ellas, Cáritas no sería posible.

Cáritas Diocesana de Bilbao:

Cáritas es la entidad socio-caritativa de la Iglesia Diocesana, para atender a las personas en situación o riesgo de exclusión en toda Bizkaia. Para ello, cuenta con diferentes programas de intervención social como: acogida, ropa, familia-inserción social, infancia, mayores, inserción laboral (empleo), personas sin hogar, drogodependencias, servicios jurídico y psicológico, etc.; además del programa de cooperación internacional y las áreas de animación comunitaria, sensibilización y denuncia social, voluntariado e investigación.

Sin embargo, el fin último de Cáritas sigue siendo el mismo desde sus orígenes hace ya más de 50 años: trabajar por la justicia; transformar nuestra sociedad en otra más justa, igualitaria y fraterna, donde todas las personas -sin exclusión- tengan cabida.

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.